Consejos prácticos

¿Qué debes revisar antes de comprar un coche de segunda mano?

El 2×1 en los supermercados, los sorteos en redes sociales o hacer deporte para ganar premios. Cada vez vemos más ofertas en cada esquina que doblamos, y nos lanzamos a por ellas sin mirar la letra pequeña. En el mercado de los coches de ocasión puede ocurrir lo mismo: encontrar el vehículo de tus sueños pero que necesite cambiarle todas las piezas desde el minuto 1 que lo compras.

Para evitar sorpresas desagradables te dejamos nuestra biblia para saber revisar bien tu coche de segunda mano antes de comprarlo.

Antes de nada: ¿qué diferencia hay entre un coche seminuevo, de km 0 y de ocasión?

Antes de adentrarnos en nuestra biblia, si vas a comprar un coche nuevo , es importante entender las diferencias entre los términos coche seminuevo, coche de km 0 y coche de ocasión

La mayoría de los concesionarios que se dedican a la compra-venta de coches de segunda mano, manejan estos términos y de primeras puede confundir si no conoces mucho el mundillo.

Coche seminuevo

Un coche seminuevo es aquel que ha sido utilizado por un periodo breve, generalmente menos de un año, y tiene pocos kilómetros. Son vehículos prácticamente nuevos pero a un precio reducido.

Coche de km 0

Este tipo de coche ha sido matriculado por el concesionario pero no ha sido utilizado, o solo tiene unos pocos kilómetros. Es una opción intermedia entre un coche nuevo y uno de segunda mano.

Coche de ocasión

También conocido como coche de segunda mano, es un vehículo que ha tenido uno o más propietarios y ha recorrido una mayor cantidad de kilómetros. Estos coches suelen ser más económicos.

1. Inspección exterior: ¿se ve bien el coche?

Ahora bien, que ya has decidido qué vehículo de segunda mano te vas a llevar toca hacer un examen visual es el primer paso para asegurarse de que el coche de segunda mano está en buenas condiciones. 

Cómo detectar problemas en la carrocería y pintura

Una inspección minuciosa de la carrocería y la pintura es esencial para detectar posibles problemas ocultos. Aquí te dejamos algunos consejos:

  • Revisa áreas propensas a la oxidación, como los bordes de las puertas, los pasos de rueda y la parte inferior del coche. La presencia de óxido puede indicar una exposición prolongada a condiciones climáticas adversas.
  • La pintura desigual puede ser un indicio de reparaciones previas. Asegúrate de que el color y el acabado sean consistentes en todo el coche.
  • Pequeñas abolladuras y arañazos pueden ser superficiales, pero deben ser considerados al negociar el precio del coche. Abolladuras más grandes pueden indicar daños estructurales.

Evaluación de los neumáticos: lo que debes saber

Los neumáticos son una parte vital del vehículo que no debe ser pasada por alto. Aquí tienes algunos aspectos a considerar:

  • Inspecciona el desgaste del neumático para asegurarte de que es uniforme. El desgaste desigual puede ser un indicio de problemas de alineación o suspensión.
  • Utiliza una moneda o un medidor de profundidad para comprobar la banda de rodadura. Una profundidad insuficiente puede afectar la tracción y la seguridad del coche.
  • Los neumáticos tienen una vida útil limitada. Revisa la fecha de fabricación en el costado del neumático para asegurarte de que no sean demasiado viejos.
Una chica revisa la llantas de un coche.

Ventanas y luces: revisa cada detalle

Una revisión completa de las ventanas y luces del coche es fundamental para garantizar la seguridad y funcionalidad del vehículo:

  • Verifica que todas las ventanas suban y bajen correctamente y que no haya grietas o astillas. También asegúrate de que los mecanismos de bloqueo y desbloqueo funcionen sin problemas.
  • Comprueba todas las luces del coche, incluyendo los faros delanteros, luces traseras, intermitentes y luces de freno. Asegúrate de que todas funcionen correctamente y de que no haya bombillas fundidas.
  • Revisa los espejos laterales y el espejo retrovisor para asegurarte de que no haya daños y que estén bien ajustados.

2. Inspección interior: asientos, radio, aire acondicionado

  • Examina los asientos en busca de desgaste, manchas, rasgaduras o cualquier daño. La condición de los asientos puede reflejar el uso y cuidado general del coche.
  • Asegúrate de que los asientos sean cómodos y de que los ajustes de posición funcionen correctamente. Prueba todos los asientos, tanto delanteros como traseros.
  • Revisa la tapicería en todo el interior del coche. Los materiales deben estar limpios y libres de olores desagradables, que pueden ser indicativos de problemas de humedad o de un uso descuidado.

Funcionamiento del tablero y electrónica

  • Verifica que todos los indicadores y luces del tablero funcionen correctamente. Presta atención a las luces de advertencia, como las de motor, aceite y frenos.
  • Prueba todos los sistemas electrónicos del coche, incluyendo la radio, el sistema de navegación, los controles de audio y los sistemas de conectividad Bluetooth. Asegúrate de que todo funcione sin problemas.
  • Asegúrate de que todas las pantallas y botones del tablero respondan adecuadamente. Los botones deben estar en buen estado y no mostrar signos de desgaste excesivo.

Aire acondicionado y calefacción: pruebas esenciales

  • Enciende el aire acondicionado y verifica que se enfríe adecuadamente. Prueba todas las configuraciones de ventilación y asegúrate de que el flujo de aire sea constante y potente.
  • Asegúrate de que el sistema de calefacción funcione correctamente. Prueba todas las configuraciones de temperatura y ventilación para confirmar que el coche puede mantener una temperatura confortable.

Realizar una inspección exhaustiva del interior de un coche de segunda mano es esencial para asegurar que estás haciendo una buena inversión. No olvides visitar ocasionplus para obtener más consejos y explorar una amplia gama de coches de ocasión con la garantía de calidad que buscas.

3. El corazón del coche de segunda mano: ¿está bien el motor?

El motor es el alma de cualquier vehículo, y en un coche de segunda mano, su estado determina en gran medida su fiabilidad y longevidad. Al evaluar el motor, presta atención a los siguientes aspectos:

Nivel y estado del aceite: una guía práctica

El aceite es vital para el funcionamiento adecuado del motor. Al verificarlo, asegúrate de que el nivel esté dentro del rango recomendado y de que el aceite no presente signos de contaminación o dilución, lo cual podría indicar problemas mecánicos subyacentes.

Una chica revisa el interior de un coche

Sistema de frenos: claves para una revisión efectiva

Los frenos son un componente crítico para la seguridad del vehículo. Al inspeccionar el sistema de frenos, comprueba el grosor de las pastillas y discos, busca signos de desgaste irregular y verifica que no haya fugas de líquido de frenos. Además, realiza una prueba de frenado para evaluar su respuesta y eficacia.

Cómo comprobar la suspensión del coche

Una suspensión en buen estado es esencial para un manejo suave y seguro. Al examinar la suspensión, presta atención a los amortiguadores, los muelles y los silentblocks, buscando signos de fugas, corrosión o desgaste excesivo. Realiza también pruebas de compresión y rebote para detectar posibles problemas.

4. Revisa el historial del mantenimiento del coche

El historial de mantenimiento ofrece una ventana al pasado del vehículo, revelando cómo ha sido tratado a lo largo de los años. Al revisar este historial, presta atención a los siguientes aspectos:

  1. Verifica que se hayan realizado los servicios programados, como cambios de aceite, filtros y bujías. 
  2. Busca registros de reparaciones significativas, como reemplazo de piezas importantes o reparaciones de motor. 
  3. Si es posible, revisa los informes de inspecciones técnicas anteriores.
  4. Observa la consistencia en el mantenimiento a lo largo del tiempo. Los períodos de inactividad o falta de registros pueden indicar negligencia por parte de los propietarios anteriores.

¿Qué es el CarFax y para qué sirve?

CarFax es una herramienta invaluable al comprar un coche de segunda mano. Proporciona un informe detallado sobre el historial del vehículo, incluyendo:

  • Datos técnicos y particulares sobre la marca y modelo del coche.
  • Resumen de los propietarios de manera cuantitativa y qué uso ha tenido.
  • Historial de kilómetros.
  • Estado administrativo, incidencias legales y de cargas del coche.
  • Si el coche ha sufrido un accidente o daños graves.
  • Estado legal del coche.

5. Prueba el coche y presta atención

El última paso que debes seguir antes de comprar un coche de segunda mano, es probar en vivo el estado del coche.Por ello, siempre es aconsejable conducir el coche y  prestar atención a los siguientes aspectos:

  • Observa si el coche se maneja suavemente y responde adecuadamente a los comandos del conductor.
  • Presta atención a cualquier ruido inusual, como chirridos, golpeteos o crujidos, que podrían indicar problemas mecánicos.
  • Si sientes vibraciones excesivas en el volante o en el pedal del acelerador, podría ser un indicio de problemas en la suspensión o en los neumáticos.

¿Cuánto cuestan los coches de segunda mano?

El precio de los coches de segunda mano puede variar considerablemente según diversos factores, como la marca, el modelo, el año de fabricación, el kilometraje y el estado general del vehículo. 

Por ejemplo, en OcasionPlus podrás encontrar desde modelos muy recientes y con muchos kilómetros por 80.000 euros y coches con pocos kilómetros por 25.000 euros.

Consejos de expertos a la hora de comprar un coche de ocasión

Al comprar un coche de segunda mano, sigue estos consejos de expertos para garantizar una experiencia de compra satisfactoria:

  • Investiga sobre el modelo de coche que te interesa, incluyendo su fiabilidad, costos de mantenimiento y posibles problemas conocidos.
  • Considera contratar a un mecánico certificado para realizar una inspección completa del coche antes de finalizar la compra.
  • No tengas miedo de negociar el precio del coche, especialmente si encuentras defectos o problemas durante la inspección.
  • Verifica que todos los documentos del coche estén en regla, incluyendo el título de propiedad, el historial de mantenimiento y el informe CarFax, si está disponible.
  • Realiza una prueba de manejo exhaustiva para evaluar el comportamiento del coche en diferentes condiciones de conducción.

Siguiendo estos consejos, puedes maximizar tus posibilidades de adquirir un coche de segunda mano de calidad y evitar posibles contratiempos en el futuro.

Consejos de expertos a la hora de comprar un coche de ocasión

Al adquirir un coche de segunda mano, es crucial considerar los siguientes consejos específicos para garantizar una compra satisfactoria:

  • Acelera suavemente para evaluar cómo responde el coche. Presta atención a cualquier demora o tartamudeo en la aceleración, lo cual podría indicar problemas en el motor o la transmisión.
  • Prueba los frenos en diferentes condiciones de conducción, tanto en frenadas suaves como en frenadas de emergencia. Observa si el coche se detiene de manera uniforme y sin vibraciones, lo cual indica un sistema de frenos en buen estado.
  • Gira el volante en ambas direcciones mientras conduces a baja velocidad para detectar cualquier tirón o holgura en la dirección, lo cual podría ser indicativo de problemas en la suspensión o la dirección.

Pon atención a cualquier ruido extraño mientras conduces, como chirridos, golpeteos o zumbidos, que podrían indicar problemas mecánicos o de desgaste en el coche.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *