Consejos prácticos

¿Cómo limpiar el coche?

La mejor forma de limpiar el coche

¿Cómo limpiar el coche? Es una de las preguntas más frecuentes, cuando tienes un vehículo. Principalmente, porque quieres cuidar de él, como si fuera un hijo más. Además, es conveniente que lo hagas, no solo para mejorar su apariencia, sino que también contribuye a su mantenimiento y protección a largo plazo. 

En este artículo, te vamos a explicar los 10 mejores consejos de como limpiar el coche perfecto, para lograr un resultado impecable. Estos consejos te ayudarán a evitar el deterioro prematuro de la pintura y los acabados. 

Los 10 consejos de como limpiar el coche perfectamente

Antes de explicarte los consejos, debes recordar que tienes diferentes formas de limpiar tu coche. La más frecuente y sencilla es llevarlo a un autolavado, en el que tendrás que pagar directamente para que te lo laven. 

Sin embargo, si quieres ser tu el encargo de lavar tu coche, tendrás dos formas de hacerlo: uno con pistola y dos a mano. No hay un ideal, lo mejor es combinar ambas. Porque con la pistola podrás quitar marcas o suciedad más profunda, que si lo haces a mano podrás dañar o rayar la pintura del coche. 

Pero, recuerda, no puedes lavar tu coche en la calle. Según el Reglamento General de Circulación: “Se prohíbe arrojar, depositar, abandonar sobre la vía objetos o materias que puedan entorpecer la libre circulación, para o estacionamiento, hacerlos peligrosos o deteriorar aquella o sus instalaciones, o producir en ella o en sus inmediaciones, efectos que modifiquen las condiciones apropiadas para circular, parar o estacionar”

Es decir, no podrás lavar tu vehículo en la calle, ya que te podrán imponer mulas que oscilan desde los 30 hasta los 3.000 euros. Lo ideal es lavarlo en sitios especializados como las gasolineras o si tienen algún espacio en tu comunidad para hacerlo. 

Bueno, ahora si, estos son los 10 consejos sobre como limpiar el coche para mantenerlo reluciente y cuidarlo a lo largo del tiempo. 

1. Lava el exterior

La limpieza exterior es la más importante, porque es la que más se nota. Además, que te ayudará a mantener tu vehículo en buen estado y proteger la pintura de posibles daños. Para esto deberías seguir unos pasos. Primero, preparar, ten todos los materiales necesarios a mano, como el jabón, manguera, toallas, esponja y demás materiales para poder lavar el vehículo. 

Tras tener los materiales, el siguiente paso es enjuagar el vehículo, principalmente con agua a presión. Luego, lava con agua y jabón, intenta utilizar la esponja para eliminar la suciedad, principalmente con movimientos suaves y circulares. Después, vuelve a enjuagar, con mucha agua a presión, con el propósito de eliminar todo el jabón y los residuos que queden. 

Por último, el secado, para evitar que queden las marcas de agua, utiliza toallas de microfibra limpias y subes, estás te servirán para no dejar marcas y que tu coche quede más brillante. 

2. Protege la pintura

Proteger la pintura de tu coche es esencial para mantener un aspecto brillante y prevenir daños a largo plazo. Lo primero que debes hacer es encerar el coche. Esto te ayudará a proteger la pintura de rayos UV, contaminación y otros elementos naturales. 

También, considera utilizar sellador de pintura, esta te ayudará a dar una capa adicional de protección a tu pintura. Y por último, intenta no utilizar productos químicos agresivos, de esta forma la pintura de tu coche no perderá ese tono brillante que tiene como si estuviera recién salido del concesionario. 

Te puede interesar: Las 10 mejores furgonetas camper del 2023

Recuerda, que deberías estacionarle en lugares que minimicen los daños a la pintura, es decir, en estacionamientos cubiertos, en dado caso que no puedas, no lo dejes bajo árboles, pero si en lugares que tengan sombra. 

3. Limpia las llantas

Limpiar llantas

Antes ya habíamos realizado un artículo sobre cómo reparar las llantas, en las que también mencionamos algunas formas de cuidar las llantas. En este caso, deberías seguir los mismos pasos que con la carrocería. 

Primero, prepara todos los materiales, aunque en este caso remplazas las toallas, con cepillos de cerdas suaves. Seguido, puedes enjuagar las llantas con agua para eliminar el polvo; luego, aplica el limpiar de llantas, cubriendo toda la zona, incluyendo radios y rincones difíciles de alcanzar. 

Después, cepilla, frota suavemente para que el producto te ayude a eliminar toda la suciedad que tengan las llantas; luego, vuelve a enjuagar con bastante agua, de esa forma se eliminará toda la suciedad y restos; por último, el secado lo puedes hacer de dos maneras: al aire libre o pasando una toalla. Para que les des un mejor aspecto, le puedes colocar una protección adicional como un sellador o un abrillantador de llantas. 

4. Limpia los cristales

La limpieza de los cristales es esencial para garantizar una visibilidad adecuada y una conducción segura. En este caso, los pasos son más cortos, ya que tendrás que enjuagar, aplicar el producto y luego secar. 

Este último paso es el más importante, porque si no secas bien los cristales, te quedarán manchas de suciedad o de agua, haciendo lucir un aspecto de suciedad. En este caso te recomendamos utilizar un paño de microfibra o papel periódico, estos dos materiales te ayudarán a secar bien los cristales, evitando que queden manchas de residuos. 

5. Presta atención en los detalles exteriores

Cuando te mencionamos que prestes atención a los detalles exteriores, te hablamos de aquellos pequeños elementos y detalles que marcan diferencia en la apariencia general del vehículo. Por ejemplo, las manijas de las puertas, los faros, antenas y demás elementos que no se limpiaron en la limpieza general.

Lee también: ¿Cuáles son las desventajas de los coches eléctricos?

En este caso, tendrás que utilizar productos más suaves para poder limpiar las ranuras, con paños podrás llegar a esos lugares que no quedaron limpios y utiliza los mismos pasos, enjuaga, lava y vuelve a enjuagar. Para el secado utilizado paños de microfibra. 

Para que den un mejor aspecto, estos detalles, utiliza productos que te permitan pulir y encerar, de esta forma te brindará un aspecto más nuevo.

6. Aspira el interior

Al dejar listo el exterior del vehículo, es el momento de ir al interior del coche. Lo mejor es poder aspirar el interior, todas las superficies. Elige la aspiradora adecuada, como una de mano portátil o una aspiradora con accesorios específicos para el interior del coche. 

Lo primero es aspirar el suelo y los asientos, no necesariamente en ese orden, presentando especial atención a las áreas donde se acumula más suciedad. Aun así, debes tener cuidado si los asientos o alfombrillas tienen manchas o derrames, lo mejor es no aspirarlos, sino enjuagar y lavar con un cepillo. 

Presta mucha atención a las ranuras y huecos, allí es donde más se acumula la suciedad. También, podrás aspirar los compartimientos de almacenamiento, donde se almacenan restos de comida, polvo y cualquier otra suciedad. 

7. Limpia las superficies interiores

Limpiar superficies interiores

En este caso, debes limpiar todas las superficies interiores a mano. Utiliza paños suaves y húmedos, evitando dañar o rayar algunos materiales. Por ejemplo, limpia bien tu panel de instrumentos, la consola central, volante y palanca de cambios; además, de compartimientos de almacenamiento. 

El secado lo puedes hacer con un paño de microfibra, para evitar que queden manchas en las superficies. También, puedes aplicar un producto especializado, para que le dé un mejor tono y una capa de protección especial. 

8. Cuida los asientos

Debes tener cuidado a la hora de limpiar tus asientos. Lo primero, es conocer bien el material, no es lo mismo limpiar tela, cuero o vinilo. Principalmente, por los productos que debes utilizar. 

Te puede interesar: Historia Volkswagen Golf: Un ícono que sigue dejando huella

Sin embargo, lo aconsejable, es utilizar el producto adecuado, cepillo con cerdas suaves y un cubo con agua. Puesto que, lo mejor es solo “mojar” la parte que está manchada, de esta forma no tendrás que limpiar todo el asiento, sino solo la zona afectada. 

9. No olvides el maletero

En algunas ocasiones, se olvida limpiar el maletero. Aunque es un poco más sencillo, lo primero que tendrás que hacer es vaciarlo. Luego aspirarlo, así eliminarás toda la suciedad y residuos que tengas. 

Limpia las superficies con un paño húmedo y un limpiador multiusos. En dado caso que lo necesites, seca con un paño limpio, vuelve a organizar los objetos importantes que debes tener, como el kit de herramientas, el triángulo de emergencia o el botiquín de primeros auxilios. 

Como consejo, lo recomendable es que intentes mantener limpio regularmente el maletero, botando todos los objetos que no deberías tener ahí. 

10. Elimina los malos olores

El último consejo es eliminar los malos olores. Lo primero que debes hacer es identificar el olor, en algunos casos es porque se derramó algún líquido, por alguna mascota o humedad. Si, tras limpiar las superficies afectadas, sigues teniendo mal olor en el vehículo, utiliza productos desodorizantes, principalmente en el sistema de ventilación. 

Esperamos que estos consejos sobre como limpiar el coche te hayan servido para cuidar al máximo tu vehículo, no solo visualmente, sino también para hacerle un correcto mantenimiento y hacer que dure más tiempo.

Si estás buscando algún coche de segunda mano, con la mejor calidad y al mejor precio, en OcasionPlus encontrarás más de 8.000 coches. Acércate a alguno de nuestros más de 70 centros y descubre el coche de tus sueños. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *